Friday, 7 May 2021

Iniciativa busca el desarrollo de negocios en espacios digitales

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

 

Tras la mayor recesión económica de la historia del País, los comercios se han visto en la necesidad de reinventar sus modelos de negocio y adaptarse a las nuevas tendencias de consumo de productos y servicios post-covid-19. Muchos han migrado hacia el comercio en línea y quienes no lo han hecho, tendrán serias dificultades para operar. Andrés Morán, experto en virtualización de estrategias y plataformas digitales, propone avanzar un paso más e implementar un modelo de comercio digital cooperativo, diseñado a la luz de la realidad de cada negocio, que incluya un punto de venta completo y compartido con otros comercios, con entrega directa.

Esta metodología permite a los negocios compartir los costos de implementación, el mantenimiento, caja común, pasarelas de pago independientes y publicidad digital; abaratando la inversión que requiere “la nueva normalidad”, acercando a miles de comercios con millones de consumidores en la puerta de su casa. BUCO, e-commerce cooperativo, así se denomina la  iniciativa pensada en buscar y comprar, bajo un concepto de economía de escala, que persigue el desarrollo de negocios en espacios digitales, impulsa la integración y cooperación entre comercios; además, ofrece una solución rápida de ventas online a pequeños comerciantes, trabajadores autónomos, MIPYMES y grandes compañías a costos reducidos en relación con los servicios tradicionales de comercio electrónico, cuya inversión puede alcanzar varios miles de dólares.

Por otro lado, pretende que todos los comercios se activen y puedan participar, gracias a su sistema de georreferenciación de comercios y clientes, que permite acercarlos, garantizando una pronta respuesta y entrega de productos en su entorno más cercano. Esto beneficia también al comerciante, debido a que disminuye la inversión en logística y fomenta las eco-entregas, pues gracias a la cercanía, se las puede realizar en bicicleta. Según Andrés Morán, y director de la iniciativa, “BUCO ha desarrollado está metodología para acercar a: negocios del sector alimenticio, medico, asociaciones, locales de centros comerciales, mercados, productores agrícolas, bancos y gobierno, -con consumidores que buscan comprar sin tener que salir de casa”.

Los negocios contarán con portales propios de comercio electrónico,  adaptados a la realidad de cada comercio dentro de BUCO para presentar sus productos en un catálogo en línea, que será nutrido de manera automática e independiente por cada comercio. Otro de los beneficios que ofrece este modelo al consumidor final, es el proceso automático de pago, con pasarelas de pagos independientes por comercio, que previene el contacto físico con el dinero en efectivo, la entrega de tarjetas de crédito y minimiza el contacto con las personas en el marco de las medidas de distanciamiento social que rigen en el país y se mantendrán por varios meses debido al riesgo de contagio de COVID-19.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.