Saturday, 12 Jun 2021

Mejores prácticas para optimizar los armarios de red en la asistencia sanitaria

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

 

La industria del cuidado de la salud ya estaba en un período de cambio rápido antes del surgimiento de la pandemia de COVID-19. Con una mayor digitalización y expansión, los sistemas distribuidos que mantienen las aplicaciones en funcionamiento y el flujo de datos se esforzaron por mantenerse al día con la demanda. Luego, la pandemia golpeó y se dejó caer un nuevo desafío en las vueltas de los gerentes de TI de atención médica: ayudar a sus organizaciones a gestionar la transición repentina de la atención en persona a la telesalud.

La tecnología de borde, incluidos los armarios dentro de los hospitales y las instalaciones remotas, desempeñará un papel importante en la optimización de la prestación de servicios de telesalud, fortaleciendo el caso comercial para actualizar la infraestructura de los armarios anticuados. Ya sea que esté diseñando armarios para un nuevo edificio o emprendiendo una actualización tecnológica impulsada por la digitalización y la telesalud, estas cinco mejores prácticas pueden ayudarlo a optimizar la infraestructura del armario para obtener confiabilidad, escalabilidad y capacidad de administración:

1. Estandarice donde pueda: Comience por clasificar los diseños en función del tamaño y la criticidad del espacio. A medida que planifica, considere los requisitos de energía de respaldo para admitir confiabilidad, tamaños y tipos de bastidores, capacidades de monitoreo remoto y opciones de enfriamiento para optimizar las condiciones ambientales.
2. Organizar por acceso y seguridad: La mayoría de los armarios de red tienen espacio limitado. Para permitir un mantenimiento y una solución de problemas eficientes, debe usar la administración de cables para ayudar a mantener el área del rack organizada y libre de datos desordenados, cables de alimentación y de red.

3. Optimizar para la eficiencia energética: Aunque no lo parezca, los armarios de red pueden ser muy consumidores de energía. A medida que se multiplica el número de armarios y aumenta la densidad de cada armario, es probable que aumente la necesidad de refrigeración dedicada, lo que aumentará el uso de energía.
4. Habilite la supervisión y gestión remotas: El hardware inteligente, las herramientas de conectividad, el software y los sensores pueden brindarle visibilidad y control en cientos de armarios desde una ubicación centralizada.
5. Datos y equipos seguros: En el entorno sanitario altamente regulado, la protección de la privacidad del paciente es primordial. Si el acceso al armario no es seguro, es posible que deba implementar seguridad a nivel de bastidor, que incluye cerraduras de llaves simples, cerraduras biométricas o llaveros.

Estas mejores prácticas pueden ayudarlo a colocar o construir su armario de red en el camino correcto y pueden asegurarse de que pueda mantenerse al día con la mayor demanda de servicios de telesalud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.