Tuesday, 15 Jun 2021

Especialista detalla los defectos de la visión más comunes en los adolescentes y recomienda cómo evitarlos

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

 

La pandemia ha tenido como consecuencia la suspensión de las clases presenciales por lo que, por segundo año consecutivo, el ciclo costa iniciará el año escolar de manera virtual. Esto quiere decir que los estudiantes deberán conectarse a sus computadoras para poder asistir a clases, lo que conlleva una sobreexposición de los ojos a este tipo de dispositivos, pero sobre todo a la luz azul que emiten, que es la más perjudicial.

 

Karla Aguirre, optómetra de Óptica Los Andes, comenta que la constante exposición a dispositivos electrónicos como computadoras, tablets o celulares, sumado a la lectura de textos educativos y elaboración de tareas, puede afectar a la salud visual de diferentes maneras. “Es muy importante que antes de iniciar el ciclo escolar o durante el mismo, los padres lleven a sus hijos al optómetra de confianza para realizarles una valoración visual. Aunque el niño o adolescente no tenga problemas con la vista, es necesario evaluar la utilización de lentes con filtro de luz azul, que ayuden a mejorar la calidad de la imagen percibida y protejan los ojos de la luz emitida por los dispositivos electrónicos”, afirma la especialista. Pero, ¿qué problemas puede generar la sobreexposición a este tipo de pantallas en los estudiantes?

 

1.Sobre los defectos de la visión más comunes en los adolescentes:
● Miopía: Es un problema de la visión que se manifiesta cuando el paciente ve borrosos los objetos que se encuentran lejos.
● Hipermetropía: Es una anomalía que imposibilita que el paciente vea con claridad los objetos que se encuentran cercanos.
● Astigmatismo: Es un defecto del ojo que consiste en una curvatura irregular de la córnea, lo que provoca que las imágenes se vean algo deformadas y que el contorno de las cosas no sea claro.
● Además de estos defectos visuales, en los jóvenes también se pueden encontrar problemas acomodativos, desviaciones oculares (estrabismos) y resequedad lagrimal; esta última, muchas veces producida por la sobreexposición a la luz azul que emiten los dispositivos móviles.
● Visión borrosa, manchas, resplandor en la noche, fatiga ocular y ojo seco son algunos de los síntomas que pueden presentar los niños o adolescentes, que están desarrollando un defecto de la visión. Es importante que los padres presten atención a estas señales de alarma y que, inmediatamente lleven a su hijo a una consulta con el optómetra para verificar el estado de los ojos del estudiante y corregir a tiempo cualquier problema que se identifique.

 

2. Sobre las recomendaciones para evitar los defectos visuales:
● Las clases online, sin duda, han sido el principal motivo para el aparecimiento de defectos visuales en los adolescentes. “La visión se ha visto afectada por la cantidad de horas que los estudiantes pasan frente al computador, utilizando su visión cercana e intermedia. Al no usar la visión lejana, se pueden generar problemas visuales”, asegura Aguirre.
● Además de este detalle, existen factores de riesgo relacionados con el individuo, el medioambiente o la luminancia solar. La retina absorbe millares de fotones que provienen de los rayos ultravioletas y del espectro de luz azul, que son los causantes de una mayor fototoxicidad, provocando lesiones irreversibles en la vista.
● El principal consejo es visitar al optómetra de confianza por lo menos una vez al año, especialmente antes del inicio de las clases virtuales. El especialista realizará un diagnóstico completo de la salud visual del paciente, por lo que en el caso de necesitarlos, prescribirá lentes con medida o con filtros de luz azul que ayuden a mejorar y preservar la calidad de la visión del paciente.
● Otra recomendación de la especialista de Óptica Los Andes es mantener una distancia adecuada al ver dispositivos electrónicos. “La pantalla debe ubicarse a 63 centímetros de los ojos, la tableta a 28cm y los celulares a 23 centímetros. Además, siempre recomendamos aplicar la regla del 20-20-20, es decir, que cada 20 minutos observando una pantalla, se descanse la vista por 20 segundos observando un objeto ubicado a 20 pies (6 metros) de distancia”, asegura Aguirre.

 

3. Sobre los daños que ocasiona la luz azul en la visión de los estudiantes y cómo prevenirlos:
● Las fuentes de luz azul como las pantallas o los dispositivos electrónicos, así como las luces LED, pueden ocasionar problemas severos en la visión cuando existe una exposición prolongada a los mismos. Este tipo de problemas se han agudizado en los jóvenes, debido a la teleeducación, que hace que los estudiantes permanezcan por mucho tiempo frente a sus computadoras. La luz azul produce una alteración en los ritmos circadianos, lo que genera trastornos asociado al sueño. La luz emitida por las pantallas reduce la producción de una hormona que es la que da la señal al cuerpo para ir a dormir; en consecuencia, el estudiante tiene dificultad para conciliar el sueño.
● Los daños en la retina se han incrementado desde las clases virtuales. Este problema afecta a las células de la mácula, que son un tejido sensible a la luz situado en el fondo del ojo. Estas células no se regeneran, por lo que a largo plazo pueden provocar ceguera.
● El Síndrome Visual Informático es otro mal que provoca dolor de cabeza, insomnio, fatiga visual, estrés e irritación en los ojos. Se produce cuando se tiene que ver en condiciones de poca o mucha luz y se requiere enfocar durante mucho tiempo un determinado objeto.
● El uso de lentes es primordial para evitar el desarrollo de trastornos de la visión o para evitar el avance de los mismos, además de que protege los ojos de la luz emitidas por las pantallas. Por eso es que, aunque el estudiante no tenga medida, se recomienda el uso de lentes que tengan filtro de luz azul, pues mejoran la calidad de la visión, protegen los ojos y evitan el aparecimiento de los trastornos. Este tipo de filtros retienen el 20% de la luz azul-violeta, que es perjudicial para la visión, pero permiten pasar la luz azul-turquesa, que es beneficiosa para la salud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.