Thursday, 17 Jun 2021

Nutrientes indispensables en la alimentación de papá

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

 

Se acerca el Día del Padre y es importante recalcar la importancia de poner atención a los alimentos que los padres de familia obtienen a diario. En muchas ocasiones, por las múltiples ocupaciones y trabajo en el día a día no se presta atención a ciertos nutrientes claves que están faltando en sus dietas. Susan Bowerman, directora senior de educación y capacitación mundial sobre la nutrición de Herbalife Nutrition explica que, si tus comidas diarias carecen de suficientes frutas, verduras y granos enteros, puede que también carezcan de vitaminas, minerales y fibra.

 

Así, a continuación, explica cuatro nutrientes esenciales que se deben tomar en cuenta a diario para no caer en deficiencia nutricional:
1. Fibra. El consumo de fibra recomendada para los hombres adultos es de 38 gramos al día, pero la mayoría de los hombres solamente consumen la mitad de esta cantidad. Es importante para mantener el sistema digestivo regular, pero la fibra sirve otros propósitos también. La fibra ayuda a mantener el sistema digestivo saludable, ayuda a saciar el hambre y algunas fibras favorecen el crecimiento de bacteria “buena” en el sistema digestivo.
· La solución: Consume suficientes frutas y verduras como bocadillos, y agrégalas a la mayor cantidad de comidas que puedas, batidos, sándwich, ensaladas, sopas, tortillas, etc. Además, esfuérzate, como lo propone las recomendaciones alimenticias de Estados Unidos, para que “la mitad de tus granos sean enteros”, en vez de granos refinados. Escoge productos de granos enteros como arroz integral, quínoa, avena, cebada, pan, cereales, galletas y pasta, todos 100% integrales.

 

2. Magnesio. El magnesio no es un mineral al que le prestamos mucha atención, pero contribuye a cientos de funciones del cuerpo. El magnesio le ayuda a las células a producir energía, y la mayoría del magnesio en el cuerpo se encuentra en los huesos, por lo que también ayuda a mantener el esqueleto saludable. El magnesio abunda en los alimentos de origen vegetal como las verduras de hojas verdes, nueces, frijoles y granos enteros, pero nuestra dependencia hacia los alimentos refinados ha eliminado el magnesio de nuestra dieta.
· La solución: Intenta consumir un puñado de nueces o frijoles de soya asados como bocadillo. Agrega algunos frijoles a las ensaladas verdes, escoge la versión integral cuando compres pan, cereal y galletas. Cambia el arroz blanco por arroz integral y la pasta regular por pasta integral.

 

3. Vitamina D. La vitamina D es esencial para los huesos y dientes saludables debido a su papel en la absorción de dos minerales esenciales, el calcio y el fósforo. La vitamina D también es necesaria para el funcionamiento apropiado de los músculos y para apoyar la actividad del sistema inmune. Pero, solamente un tercio de los norteamericanos obtienen la dosis recomendada de 600IUs. Uno de los motivos es que la vitamina D se encuentra de forma natural en algunos alimentos como el pescado, la yema de huevo y el hígado. Los productos lácteos por lo general tienen vitamina D agregada, pero muchos hombres no consumen la cantidad suficiente para satisfacer las necesidades.
· La solución: Incorpora más productos lácteos fortificados con vitamina D (leche, yogur, requesón) a tu dieta diaria. Consume pescado unas dos veces por semana. Haz más actividades al aire libre. Considera un suplemento de vitamina D.

 

4. Potasio. El potasio es un mineral importante. Apoya el funcionamiento de los nervios y los músculos, ayuda a regular la presión arterial y ayuda a absorber la energía de los alimentos. Y todos los músculos requieren potasio para poder funcionar apropiadamente. Sin embargo, los alimentos que contienen la mayor cantidad de potasio, las frutas, verduras, frijoles y productos lácteos, no llegan al plato como deberían.
· La solución: Incluye una fruta o vegetal rico en potasio en cada comida (las fuentes ricas en potasio incluyen los tomates, bananas, frijoles, melón, aguacate, cítricos y fresas); Una o dos porciones de productos lácteos al día pueden hacer doble función. Los productos lácteos son una fuente buena de potasio, pero también pueden ayudar a las necesidades de vitamina D.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.