Wednesday, 1 Feb 2023

La importancia de una diagnóstico médico oportuno para la prevención del cáncer de mama

 
 
   

 

El cáncer de mama es uno de los tipos de cáncer más comunes en las mujeres. De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2020, en el mundo, hubo más de 2,2 millones de casos y alrededor de 685.000 mujeres fallecieron como consecuencia de esta enfermedad. Para finales de ese mismo año, 7,8 millones de mujeres a las que en los anteriores cinco años se les diagnosticó este cáncer seguían con vida. En Ecuador, esta enfermedad también es una de las principales causas de muerte ocupando el lugar 11 de la lista de causas generales de muerte femenina en el 2017, de acuerdo al Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC).

 

Según estadísticas de Globocan 2020, en nuestro país hubo 3.563 nuevos casos de cáncer de mamá en ese año.
Diagnóstico temprano
El cáncer de mama puede ser detectado y tratado a tiempo. La mejor prevención es realizarse una mamografía. Las cifras de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición, del INEC, en Ecuador revelan que dos de cada 10 mujeres de 24 a 49 años se ha realizado una mamografía, radiografía o ecografía de glándula mamaria. De acuerdo con la OMS, la mayoría de las mujeres diagnosticadas en etapas iniciales si reciben tratamiento, tienen buen pronóstico, con tasas de supervivencia a 5 años del 80% al 90%. Alrededor de la mitad de los casos corresponden a mujeres sin ningún factor de riesgo identificable, a excepción del género (mujer) y la edad (más de 40 años).

 

Existen factores que aumentan el riesgo: envejecimiento, obesidad, consumo de alcohol, antecedentes familiares, historial de exposición a radiación, historial reproductivo (edad de inicio de los períodos menstruales y edad al primer embarazo), consumo de tabaco y terapia hormonal posterior a la menopausia. Por otro lado, algunas mutaciones genéticas hereditarias de alta probabilidad aumentan el riesgo de cáncer de mama, las más importante son en los genes BRCA 1 y BRCA 2.
SYNLAB Ecuador brinda el estudio BRCA + 16 genes, el cual analiza el ADN de los pacientes para detectar mutaciones puntuales, pequeñas y grandes relacionadas al cáncer ginecológico hereditario (mama y ovario). Este estudio se realiza a través de una muestra de sangre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *